Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Receta de Pesto de albahaca Casero

El pesto es una receta bastante tradicional de la gastronomía italiana, se prepara con albahaca y otros ingredientes para acompañar una deliciosa pasta o vegetales. Es una receta bastante gourmet y exquisita que puedes preparar tranquilamente en la comodidad de tu casa para una cena especial o simplemente para comer algo rico y delicioso en donde todos puedan compartir.

¿Cómo hacer pesto de albahaca?

El pesto se prepara de forma bastante simple, solo necesitas tener hojas de albahaca fresca, queso parmesano y otros ingredientes que puedes adquirir sin mucha dificultad en cualquier supermercado, así mismo seguir las instrucciones que encontraras en esta publicación más adelante.

Información Nutricional

🍽️ Plato: Salsas y aderezos
🍳 Cocina: Chilena
🔪 Preparación: 15 minutos
🍲 Cocción: 15 minutos
👫 Raciones: 1 personas
🥣 Calorías: 400
😀 Autor: Comidas típicas chilenas

Ingredientes

  • 2 tazas de albahaca fresca
  • 50 gramos de queso parmesano rallado
  • 1 diente de ajo
  • 10 gramos de nueces
  • ½ taza de aceite de oliva

Preparación

  • Paso 1: Lava muy bien las hojas de albahaca, pela el diente de ajo y retírale la parte del centro.
  • Paso 2: Agrega las hojas de albahaca a una licuadora junto al diente de ajo, los 10 gramos de nueces, el queso parmesano rallado y la media taza de aceite de oliva.
  • Paso 3: Licua durante aproximadamente unos cinco minutos o hasta que tenga la consistencia de tu preferencia.
  • Paso 4: Prueba a ver si le hace falta un ingrediente adicional y si no, listo.
  • Paso 5: Disfruta de una deliciosa salsa pesto casera.

Quizás te podría interesar:

Receta de Salsa de aceitunas con yogurt

Receta de Pasta de Ajo chileno

Receta de Pasta de Ají Verde

Receta de Mayonesa de Palta

Receta de mayonesa de apio casera

Recomendación

Puedes preparar esta sencilla pero deliciosa salsa para acompañar pastas y algunos vegetales.

El pesto puede durar varios días bien refrigerados y si gustas conservarlo por más tiempo puedes preparar suficiente, guardarla en frascos y congelarlas, duran hasta seis meses y lo mejor es que podrás degustarla en el momento que se te antoje.

Puedes utilizar la salsa pesto para aderezar una ensalada de tomate y lechuga, e incluso para untarle al pan, galletas e incluso a la pizza, son muchas las formas en la que puedes consumir esta deliciosa, sencilla y tradicional salsa pesto italiana.

Puedes sustituir las nueces por cualquier otro tipo de fruto seco, como maní, almendras o cualquier otro.

¿Sabías qué?

La salsa pesto es originaria de la región Genovesa en Italia, existe en el mundo desde el siglo XIX y su preparación original contenía grandes cantidades de ajo, con el tiempo se fue disminuyendo y en la actualidad algunas personas ni siquiera le agregan este ingrediente a la preparación.

Que la salsa pesto se popularizara alrededor de todo el mundo, se debe a que los Genoveses realizaban viajes de larga duración a lugares como Estado Unidos y el resto de Sur América y cada región le añadió un ingrediente típico de su zona.

Esta salsa pesto se prepara generalmente para acompañar pastas, ensaladas, vegetales e incluso para aderezar algunas ensaladas. El secreto de esta salsa es que la albahaca con la que se prepare esté fresca y puedes hacer suficiente y refrigerarla durante meses en el congelador, nada más de degustarla cuando se te antoje.

Recetas relacionadas:

5/5 (1 Review)

Deja un comentario